Madrid es una ciudad vital, vibrante y cosmopolita con una propuesta gastronómica, cultural y de ocio, que nada tienen que envidiar otras capitales del mundo. En mi ultima visita decidí alojarme en el hotel boutique Tótem Madrid. Es un hotel céntrico y bien comunicado, cómodo para trabajar, de un lujo sobrio y atemporal. Ideal para hacer de tu visita a Madrid una experiencia memorable.

Situado en el barrio de Salamanca, en plena Milla de Oro de Madrid, el hotel Tótem Madrid se proyectó en un edificio señorial del siglo XIX. Ahí mismo se construyó, recuperando numerosos materiales de construcción y utilizando materiales nobles para su decoración. Su ambiente te envuelve en una sensación de calidez y relajación, que invita sin duda a quedarse.

Las habitaciones del hotel boutique Tótem Madrid

El hotel boutique Tótem Madrid dispone de un total de 64 habitaciones, repartidas en cinco plantas alrededor del patio central del edificio, donde se encuentra el lounge.

De ellas, 14 son doble Tótem, situadas alrededor del patio del hotel. Las deluxe exterior se encuentran en la fachada principal, son 36 y cuentan con amplios ventanales con vistas a las calles del barrio de Salamanca. En la última planta del inmueble se sitúan las siete deluxe ático. Las cuatro junior suites, al situarse en la esquina del edificio, disponen de una zona de salón y tres ventanales y finalmente, las tres suites familiares.

Con un diseño minimalista, las habitaciones son luminosas, confortables y silenciosas. Valoro mucho el descanso de calidad en los hoteles y pude dormir en completo silencio, pese a ser una habitación exterior y con vistas a la calle Hermosilla. Cabe destacar la practicidad y variedad de las amenities, algo que en estos tiempos de pandemia, se agradece mucho. Además disponen de un espacio de trabajo, con sofá en la habitación, perfecto para todas las personas que teletrabajamos.

Cóctel-bar y el restaurante El Pimiento Verde

En la planta baja, se encuentra el cóctel-bar. Es un espacio polivalente que va evolucionando durante la jornada. Es un punto de encuentro idóneo para tomar un café o una reunión de trabajo durante el día.

Para esta primavera, Paloma González Jurado, la bar manager del hotel está doblemente inspirada, primero en los colores de la primavera y luego por los escritores de la Generación del 27, para crear unos cócteles de edición limitada. Además cada uno de los cócteles lleva asociada una ruta por Madrid, que parte desde el hotel y nos propone una serie de recorridos culturales. Se trata de una propuesta original y refrescante, perfecta para disfrutar del sol de primavera en la ciudad.

La oferta gastronómica la encontramos en el restaurante El Pimiento Verde. Se encuentra integrado en el edificio, en un espacio colindante. Tiene además un acceso independiente a pie de calle, para los clientes que no se encuentran alojados en el hotel. Es un restaurante especializado en cocina vasca y de producto.

Los desayunos se hacen en el mismo restaurante. Ofrecen cuatro opciones diferentes, todas a la carta. Con las restricciones, son muchos los hoteles que han sustituido el buffet de los desayunos por el servicio en mesa, que en este caso se refuerza con un servicio impecable.

En estos días el hotel ofrece la posibilidad de disponer de un espacio de trabajo y descanso durante el día, para los que teletrabajamos y venimos de fuera de Madrid, que no tenemos que pasar la noche en la ciudad. Una opción muy interesante para tener en cuenta.

El hotel boutique Tótem Madrid, forma parte de la prestigiosa marca de hoteles de lujo, Small Luxury Hotels of the World.

Más información y reservas, consulta en la web del hotel Tótem.