La aerolínea Norwegian anunció ayer el cese de sus operaciones de largo radio, suprimiendo las rutas que llegaban a Asia, Estados Unidos y Latinoamérica.

Desde Norwegian informan que, “la pandemia de la COVID-19 ha afectado profundamente a toda la industria de la aviación. Las restricciones de viaje y las cambiantes recomendaciones gubernamentales continúan influyendo negativamente en la demanda de viajes de larga distancia, y toda la flota de Boeing 787 Dreamliner de Norwegian ha estado varada en tierra desde marzo de 2020. La demanda futura sigue siendo muy incierta. En estas circunstancias, una operación de largo radio no es viable para Norwegian y, por lo tanto, dichas operaciones no proseguirán“.

La compañía se centrará en su negocio principal en los países nórdicos, operando una red europea de corto radio, con aviones de pasillo único. La aerolínea continuará satisfaciendo las necesidades de sus clientes, ofreciendo tarifas competitivas en una amplia gama de rutas nacionales en Noruega, a lo largo y ancho de los países nórdicos y hacia destinos europeos clave.

Nuestra red de vuelos de corto radio siempre ha sido la columna vertebral de Norwegian y formará la base de un resistente modelo de negocio en el futuro“, declaró Jacob Schram, consejero delegado de Norwegian.

Tras el cese de las operaciones de largo radio, el nuevo plan pasa por atender estos mercados con alrededor de 50 aviones de pasillo único en operación en 2021 e incrementar dicho número a alrededor de 70 aviones de pasillo único en 2022.

El objetivo es el de reducir la deuda hasta los 1934 millones de euros, aproximadamente. Además pretende obtener entre 386 y 483 millones de euros, de nuevo capital mediante la combinación de una emisión de derechos a los accionistas actuales, una colocación privada y un instrumento híbrido. La empresa ha recibido una muestra de interés concreta en participar en la colocación privada. Norwegian ha reiniciado recientemente un diálogo con el Gobierno noruego sobre una posible participación estatal basada en el nuevo plan de negocio.

Me complace presentar hoy un sólido plan de negocio, que proporcionará un renacer a la empresa. Al centrar nuestra operación en una red de corto radio, nuestro objetivo es atraer a inversores nuevos y existentes, servir a nuestros clientes y respaldar la infraestructura y la industria del transporte y el turismo en Noruega y a lo largo y ancho de los países nórdicos y de Europa“, prosiguió Schram.

Nuestro foco de atención es reconstruir una Norwegian fuerte y rentable para que podamos salvaguardar tantos puestos de trabajo como sea posible. No esperamos que la demanda de los clientes en el segmento del largo recorrido se recupere en un futuro próximo, y nuestro enfoque se centrará en desarrollar nuestra red de corto recorrido a medida que salgamos del proceso de reorganización”, explicó Schram.

Es con gran pesar que debemos aceptar que ello afectará a entregados compañeros por toda la compañía. Me gustaría agradecer, a cada uno de nuestros colegas afectados, su incansable dedicación y contribución a Norwegian a lo largo de estos años“.

Más información | Norwegian